CRÓNICAS DE LA CIUDAD

FULANO Y LA ROSA Fulano sostenía una rosa en la mano derecha y, en la otra mano, cargaba un bolsón tipo mochila, una mochila negra y envejecida. Tenía la cabellera lacia, desordenada y algo sucia; una barba de náufrago; una mirada de huérfano que...

CRÓNICAS DE LA CIUDAD

LA VENGANZA PÍRRICA DE FULANO La mujer había terminado de subir a la camioneta todo terreno, al parecer con una sonrisa de niña que ya no era buena, mientras el gerente esbozaba una sonrisa de hombre ganador cuando encendía el motor. Fulano...