Carlos Rengifo y sus lecturas preferidas en 2010

Nacido en Lima, en 1964. Ha participado en diversos eventos literarios en Lima, como el 2do y 3er Encuentro de Escritores Jóvenes convocado por la Asociación Peruana de Promotores y Animadores Culturales, (APPAC), en 1991 y 1993, respectivamente; la Bienal Arte de los Noventa, realizada en la Biblioteca Nacional del Perú, en 1988; y el Primer Encuentro de Nuevos Narradores Ernest Hemingway, organizado por la Universidad Federico Villarreal, en 1999. Escritor, agnóstico, kafkiano impenitente, estoico por vocación, autor de “El puente de las libélulas”, “Criaturas de la sombra”, “La morada del hastío”, “Prosas impúdicas”, “La Casa Amarilla” y “El rumor de la tormenta”. Ha ejercido el periodismo en diferentes medios de comunicación y colaborado activamente en revistas literarias peruanas, como Imaginario del arte, Sieteculebras, Arteidea, El Ornitorrinco, El Túnel, entre otras. Para el próximo año tiene como proyecto la publicación de su nueva novela «LA CHICA DEL SÓTANO». Éxitos, Carlos. Acerca de sus libros preferidos dice: De todo lo que he leído este año 2010, me quedo con tres libros que me agradaron sobremanera. «Alfabetos», de Claudio Magris, un libro de ensayos cuyo tema central es la lectura en su vasta dimensión. Uno se contagia de la pasión con que este autor italiano describe su fascinación por la lectura, desde su remota infancia hasta lo que le apasiona en la actualidad. «Correr el tupido velo», de Pilar Donoso, una biografía hecha por la hija del que fuera uno de los representantes, aunque menos celebrado, del boom literario latinoamericano. José Donoso es mostrado en este libro con todo el despliegue personal, íntimo y literario, desde una óptica muy cercana. Hay pasajes muy conmovedores, sobre todo cuando la hija se contrasta con el padre y saca a flote su propia identidad. Y «Déjame entrar», del sueco John Ajvide, una novela que se sumerje en el universo de un niño que sufre de bulling en el colegio y encuentra refugio en una vecinita misteriosa que resulta ser una chupasangre. Harto de la saga «Crepúsculo», este libro lo supera con creces.

Escribir Comentario

Tu Email no será publicado. Rellenar los espacios *